Parking Sótano: para los amantes de la carne

503
0

Parking Sótano: para los amantes de la carne - novedades, lugares, bar-y-restaurantes

Todo un bar de carnes. Así es Parking Sótano (Passatge de Marimon, 5), el nuevo restaurante que abre en Barcelona en la parte baja del tercer Parking Pizza. Allí podrás encontrar a la fija y sin rodeos un entrecot a la brasa de 500 gramos para dos personas y varios acompañamientos, en medio de un ambiente agradable.

El precio promedio es de 30 a 35 euros con las guarniciones y tres postres. Es un plato infalible que Parking Sótano usa para evitar atafagar a los comensales con opciones interminables de menú.

Es una oferta gastronómica directa y concisa. El restaurante comparte local con el tercer Parking Pizza que se abre en Barcelona: el primero, en la calle de Londres y el segundo, en el paseo de Sant Joan en una sala anexa que alberga Parking Pita.

Parking Sótano: con aires de clandestino

Para acceder al restaurante te sentirás como en un ambiente clandestino. Debes bajar las escaleras en medio de una decoración oscura con una iluminación tenue. Luego encontrarás mesas comunales sin manteles con taburetes huecos donde puedes guardar chaquetas y bolsos para que te sientes y veas en vivo en y directo cómo asan la carne en las parrillas de carbón y leña.

Todo un “Steak bar”, donde degustarás la sencillez más sublime en un mismo plato.

Parking Sótano ha visto la luz durante los primeros meses de 2021, como una nueva y variada propuesta. Sus propietarios no olvidan sus apetecidas pizzas gourmet en el piso superior, mientras abajo se respira un auténtico aroma de steak house.

Uno de sus propietarios afirma que el restaurante fue creado como un negocio monoconcepto, centrado en comer una buena carne con una competitiva relación calidad-precio.

Carta sencilla, pero eficiente

Es catalogada como una estrategia ganadora. Todo comienza cuando vas bajando las escalaras y comienzas a percibir el aroma que expiden las brasas al rojo vivo mientras cocinan lentamente los entrecottes de 500 gramos. Es todo un manjar de dioses que puedes complementar con varias guarniciones.

Los chefs del Parking Sótano son los encargados de preparar el corte frente a tus vistas. También podrás degustar pequeñas delicias como el puerro, la patata gratén y gruyère, las espinacas en crema.

Comer los huevos, espárragos verdes, la parmentier de patata y trufa, las zanahorias a la brasa, patatas y cebollas fritas y lechuga francesa. Puedes acompañarlos con alguna de las cuatro salsas: cebolla y chimichurri, bearnesa, café de París y queso azul.

La oferta de postres te deleita con el sticky toffee, o con algo más suave como las trufas de chocolate con cardamomo, aceite y sal o algún sorbete.

Si eres vegetariano, lo mejor es que no te acerques por allí. Parking Sótano es el nuevo centro de encuentro de los carnívoros.

 

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here