La historia del Parque Güell en Barcelona y por qué visitarlo

506
0

La historia del Parque Güell en Barcelona y por qué visitarlo - lugares

Sobre una colina hacia el norte del barrio de Gracia se levanta el Parque Güell, otra creación que hace parte de las obras maestras de Gaudí. El Parque Güell en Barcelona es público con verdes jardines y elementos arquitectónicos excepcionales.

Es el lugar ideal para que puedas caminar, pasear, relajarse y salir del agitado ambiente citadino y disfrutar más la obra del maestro. Si quieres caminar y ejercitarte un poco puedes subir hasta la cima del parque y apreciar unas vistas espectaculares.

Si quieres visitar la zona de monumentos sobre todo el famoso lagarto y la sala de columnas, debes pagar, pero bien que lo vale. Como es una zona muy concurrida y se forman largas filas para entrar, lo mejor es que compres la entrada por Internet y tengas un descuento.

El Parque Güell en Barcelona obras estrella de Gaudí

Su nombre se debe al rico empresario Eusebi Güell, un admirador de las obras de Gaudí y quien fue el principal patrocinador. Inicialmente el proyecto fue concebido para construir un conjunto residencial de lujo, pero con el tiempo se dejó la iniciativa y se construyó un parque con una decoración de cuentos.

Finalmente fue inaugurado en 1922 y desde ese entonces se ha convertido en uno de los sitios insignes de la ciudad condal. La UNESCO lo declaró en 1984 Patrimonio de la Humanidad.

Tiene una extensión de 17 hectáreas y su creación fue inspirada en las formas de la naturaleza.

En él encuentras formas onduladas, formas geométricas, figuras de animales y columnas con aspecto de árboles, entre otras obras magistrales. La mayor parte de su superficie está decorada con mosaicos hechos con cerámica de colores.

Gaudí aprovechó un desnivel de 60 metros de la montaña con el fin de crear un camino hacia la elevación espiritual. Con ello quiso construir en la cima una capilla pero que fue reemplazada por el Monumento al Calvario situado en la parte más alta del parque y desde donde se observan las mejores vistas de la ciudad.

Creaciones y sitios para admirar en el parque

  • El enorme banco de 110 metros de longitud ubicado en la gran plaza justo en el centro del parque. Tiene apariencia de serpiente recubierta por piezas de cerámica.
  • La Casa Museo Gaudí donde vivió el artista entre 1906 y 1925.
  • Dos casitas a la entrada que parecen de cuento de hadas. Una de ellas es una tienda y la otra es la Casa del Guarda donde hay audiovisuales sobre el pasado del parque.

Podrás visitar el parque todos los días, según la época, entre las 8:00 h y las 21:00 h. Se te permite el ingreso de niños entre 7 y 12 años. Los menores de 6 años entran gratis.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here