Inicia la temporada de playa con duchas cerradas por la sequía

Inicia la temporada de playa con duchas cerradas por la sequía

Barcelona da inicio a la temporada de playa con una medida inusual debido a la sequía que afecta a la región.

A partir de este sábado, las diez playas de la ciudad iniciarán su temporada de baño, pero con una restricción importante: todas las duchas permanecerán cerradas.

La decisión se debe a la declaración de emergencia por sequía realizada por el Govern el pasado 1 de febrero de 2024, que afecta a Barcelona y otros 202 municipios. Como medida de ahorro de agua, las autoridades han optado por cerrar las duchas y lavapiés en todas las playas de la ciudad.

Aunque los servicios de lavabos seguirán funcionando, se hace un llamado a la responsabilidad en su uso para evitar el desperdicio de agua. Esta medida se suma a otras acciones de conservación del agua implementadas en la ciudad en respuesta a la situación de sequía.

Temporada de playa con duchas cerradas, pero con salvamento

A pesar de las restricciones en las duchas, se mantendrán los servicios de salvamento y socorrismo en todas las playas. Se ha activado el servicio de baño asistido para personas con movilidad reducida en algunas playas específicas, y se ofrecerá una limpieza intensiva de la arena y el mar para garantizar la seguridad y la higiene de los bañistas.

Durante la temporada media de baño, que se extiende hasta el 29 de septiembre de 2024, se abrirán los lavabos públicos en varios puntos de las playas, con horarios específicos de funcionamiento. Se espera que estas medidas contribuyan a mantener la calidad de las playas de Barcelona mientras se enfrentan a los desafíos derivados de la escasez de agua.

Además, se recuerda a los usuarios la regulación de playas libres de humo de tabaco y se solicita que se reduzcan al máximo los residuos generados durante la visita a las playas. Con estas acciones, Barcelona busca garantizar una temporada de playa segura y sostenible para todos sus habitantes y visitantes.

Una temporada atípica

Barcelona se prepara para una temporada de playa atípica debido a la sequía que afecta a la región.

A pesar de las restricciones en las duchas, las autoridades garantizan la seguridad de los bañistas con la presencia de 30 socorristas operativos, aumentando a 54 en temporada alta. Se desplegarán 11 torres de vigilancia, que se duplicarán en la temporada alta para una cobertura más efectiva.

Por su parte, el servicio de baño asistido para personas con movilidad reducida estará funcionando en algunas playas específicas, como Nova Icària y la zona de baños del Fòrum. En la playa de Sant Miquel, este servicio estará disponible en temporada alta, desde el 25 de mayo hasta el 11 de septiembre.

También se intensificará la limpieza de la arena y el mar con personal adicional y embarcaciones especializadas.

 

 

 

 

 

 

 

 

Salir Por Barcelona | Ocio en Barcelona

Ideas de Ocio en Barcelona