Da Michele: un lugar para degustar la pizza napolitana en Barcelona

1
0

Da Michele: un lugar para degustar la pizza napolitana en Barcelona - novedades, lugares, bar-y-restaurantes

Todo un sitio de sencillez y buen gusto, es Da Michele, donde puedes comer la mejor pizza napolitana en Barcelona.

La más auténtica dicen los comensales lejos de las fronteras italianas, pero en la Ciudad Condal. Una pizza legendaria, fiel a las recetas tradicionales que le han dado reconocimiento internacional.

Sus ingredientes y materia prima para su preparación son traídos directamente de Nápoles. Los tomates, el queso mozzarella, masa, queso, harina y hasta la leña con que se prende el horno y los ingredientes para los postres. Todo de origen italiano que llega cada tres semanas en un camión proveniente de Nápoles.

Destacan que la masa con que preparan la pizza se fermenta de 24 a 36 horas antes de que te la comas. De esa forma no te causa pesadez ni mala digestión.

“Da Michele” fue fundada en 1870 y por tantos años de experiencia y tradición es la pizzería más conocida no sólo de Nápoles, sino de Italia y bueno, probablemente de toda Europa.

Al día puede llegar a vender más de 2.000 pizzas y en los locales de Nápoles cuenta con cuatro locales alrededor de dos calles. Allí las personas hacen fila para probar una porción de pizza.

Pizza napolitana en Barcelona

La más conocida de la carta es la pizza clásica “Margherita” y con esta especialidad llegaron pisando fuerte en Barcelona. Lo mejor es que es tan tradicional que por ello todos los ingredientes se traen de Nápoles.

Incluso le leña, ya que la típica de la región le da el sabor característico a la pizza.

Los postres también los traen de Nápoles que complementan el buen tamaño de la pizza. El vino y la cerveza no son la excepción, también lo traen de fuera. Lo único local son algunos productos y las birras y carta de caldos.

La carta que ofrecen es muy corta y básica: son sólo cuatro clases de pizza y una clásica que es la pizza fritta que en Nápoles no es muy popular.

Dice la leyenda que la pizza fritta fue inventada en Nápoles en la segunda guerra mundial, ya que era un método más rápido de cocción que el horno. La masa se freía hasta dorarse y en el centro se añadía queso y jamón o carne, lo que hubiera en el momento y usando doble masa para asegurar la consistencia.

Afortunadamente esas épocas ya pasaron y en Da Michele preparan esta pizza con salami, chicharrones de cochinillo negro, quesos ricota y pecorino, aceite de semillas y pimienta negra. Se fríe en aceite y queda exquisitamente energética.

Después de la pizza puedes deleitarte con una ricota de pistacho al chocolate, una babà al ron o la espectacular tarta de Ferrero-Rocher.

Pizza napolitana en Barcelona “Da Michele”: Calle Consell de Cent, 336.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here